Una de las grandes perjudicadas de la maternidad es la piel. Con un bebé en casa, y no digamos ya si hay más hijos, resulta difícil encontrar tiempo para una misma y eso provoca que dejemos de lado rutinas del día, como cuidar la piel de de la cara y del cuerpo.

Esto no debería ser así, hay que cuidar la piel de la cara en todas las etapas de la vida. Además, si has sido madre hace poco es posible que tu piel esté más sensible y sufras acné, rojeces e incluso manchas a consecuencia de los cambios hormonales del embarazo y el posparto.

Además, al contrario de lo que pensamos, la rutina diaria del cuidado de la piel no tiene por qué llevar mucho tiempo. Una vez que se automatizan los pasos básico, se puede llevar a cabo en apenas un par de minutos .

Yo soy la primera que me voy muchas veces a la cama sin haberme limpiado la cara adecuadamente, lo confieso. A menudo llego tan cansada al final del día, que lo único que quiero es dormir.  Ademas, erróneamente, pensaba que como no uso maquillaje, no tenía que limpiarme la cara con ningún producto. Pero hace unos días, asistí a la  Beauty Masterclass con Olay #quedicemipiel, invitada por Madresfera y descubrí que estaba equivocada, porque durante el día se van acumulando impurezas en los poros que hay que eliminar. Desde ya, prometo cambiar mis hábitos.

6 pasos para cuidar la piel de la cara olay

Los 6 pasos básicos para cuidar la piel de la cara

En esta clase práctica de belleza, una experta de Olay nos explicó, con ayuda de una mama que hizo de modelo, los 6 pasos del ritual de  limpieza a hidratación que conviene realizar en la piel de la cara a diario. Parece mucho, pero como he dicho al principio, la experta aseguró que una vez que se interiorizan no llevan más de dos minutos y sin embargo los beneficios para la piel se prolongan durante años.

1. Desmaquillar ojos y labios

Es importante usar un producto específico porque son zonas delicadas. Los hay que valen para las dos zonas. Con ayuda de un disco de algodón, primero se limpian los ojos, con suavidad y después la boca.

2. Limpiar el rostro

El limpiador se puede aplicar con un algodón o directamente con las manos, pero en ambos casos conviene hacerlo con pequeños toques ascendentes que activan la microcirculación de la piel. Después hay que retirar los restos de producto con un disco de algodón. La limpieza es necesaria aunque no usemos maquillaje.

3. Tónico

El tónico complementa la limpieza porque restaura el pH de la piel y favorece la absorción de los productos que se aplican después.

Lo habitual es aplicar el tónico dibujando círculos con un algodón. Sin embargo, en la clase práctica de Olay nos enseñaron que el tónico penetra mejor si lo aplicamos directamente con las manos con pequeños toquecitos, haciendo presión en la piel de la cara y el cuello porque así se activa la microcirculación de la piel. Para que el tónico sea más efectivo, conviene echarlo directamente en las palmas de las manos y frotarlas para calentar el producto.

4. Contorno de ojos

La piel que rodea los ojos requiere un cuidado extra porque es más fina y, por ello, acusa más el frío, la humedad y el viento.

El contorno de ojos se aplica cerca de la piel que hay en el hueso que rodea el ojo, no el párpado. En el párpado inferior solo se debe aplicar  justo debajo de la ceja evitando el párpado móvil. Dependiendo del objetivo que se busque se aplica de dos formas diferentes:

  • Para atenuar las arruguitas conviene aplicarlo en el hueso de la órbita y extenderlo con pequeños toquecitos desde el lagrimal hasta la sien (de dentro hacia fuera), para así estimular la piel.
  • Para  eliminar las bolsas debajo de los ojos, es mejor aplicarlo con pequeños toquecitos desde fuera hacia el lacrimal, para drenar y vaciar el líquido acumulado.

5. Sérum

El sérum es un producto  que solemos olvidar y que sin embargo es fundamental para la piel,  pues, a diferencia de la crema hidratante, llega a las capas más profundas de la piel, aportándole así más vitalidad y luminosidad.

Se aplica con ligeras presiones, hacia arriba y hacia fuera, en toda la cara menos en el contorno de ojos.

6. Crema de día o de noche.

El último paso, tanto por la mañana como por la noche es aplicar una crema hidrante. La hidratación de la piel ayuda a prevenir la aparición de arrugas.

La crema de día protege piel frente a los agentes externos (sol, polución, etc.). Por lo tanto es importante que lleve factor de protección solar.

La crema de noche repara los daños producidos por el día, ayuda a Regenerar los tejidos y a prevenir arrugas y flacidez, manchas

Ambas cremas se deben aplicar de dentro hacia afuera, con pequeños toques.

Diseñado por Freepik

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre Protección de Datos para los comentarios:

  • Responsable: Marta Rubio del Castillo. Más info
    Correo electrónico: info@mujerymadrehoy.com
  • Finalidad: Moderación de comentarios para evitar el spam
  • Legitimación: Consentimiento del interesado.

  • Derechos: A acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos detallados en la información adicional.
  • Información adicional: Disponible la información adicional y detallada sobre la Protección de Datos Personales de mi web en política de privacidad

Depilación, tinte, anticelulíticos.. ¿qué se puede usar y qué no en el embarazo?

Consejos para lucir unas uñas bonitas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies