Algunos niños tardan más años de lo habitual controlar el pis por la noche. Esta alteración, que afecta al 15% de los niños mayores de cinco años, se llama enuresis y suelen deberse a un retraso madurativo.

No hay que vivirlo como un gran problema ni agobiarse por ello, y mucho menos regañar al niño, sino ayudarle a buscar soluciones.

Por suerte, hoy existen braga-pañales muy discretas, en todos los tamaños diseñadas especialmente para la noche, que evitan que los padres tengan que cambiar las sábanas cuando se produce algún escape. El niño no tiene que sentir ningún tipo de vergüenza por llevarlas. Quizá puedes explicarle algo así como que “su vejiga es más pequeñita que la de otros niños o que su sueño es tan, tan, profundo, que no se despierta cuando tiene ganas de hacer pis…”. y que “con esta ropa interior especial, estará más cómodo y no se mojará “.

De hecho, se ha visto que el empeño actual por retirar el pañal a edades tempranas puede propiciar la aparición de trastornos en el control de esfínteres.

Desde que los niños empiezan el colegio con apenas tres años o solo dos si han nacido a finales de año, la mayoría de los padres, muchas veces con la presión de la guardería, se afanan para quitar el pañal cumplidos dos años.

Es difícil luchar contra esta tendencia cuando los colegios exigen que el niño empiece sin pañal, pero lo que sí puedes hacer es se puede retrasar la retirada del pañal nocturno si el niño sigue mojándolo por la noche.

Causas de la enuresis

Además de la retirada temprana del pañal, la herencia tiene un peso importante. Muchos de los niños con retraso en el control de esfínteres tienen antecedentes en la familia: tíos, hermanos y, sobre todo, en sus padres. Cuando alguno de los padres ha tenido escapes nocturnos en su infancia, la probabilidad de que les ocurra lo mismo a sus hijos se multiplica por seis.

Otros factores que pueden influir son:

  1. Sueño muy profundo en el niño, por lo que no se despierta fácilmente.
  2. Menor capacidad de la vejiga
  3. Mayor producción de orina por la noche.

Estos factores suelen darse juntos. De hecho, hay niños con sueño muy profundo que no tienen enuresis porque la capacidad de su vejiga es suficiente para contener toda la orina que producen por la noche.

Cuándo consultar al pediatra

Aunque lo habitual es que la enuresis remita sola a medida que el niño madura, en ocasiones necesita tratamiento. Así que, aunque no haya que darle mucha importancia, tampoco hay que pasarla por alto y siempre es conveniente consultar, sobre todo para que el niño sepa bien lo que le pasa y no se sienta mal ni culpable por ello.

Cumplidos los cinco años, si el niño duerme lo suficiente, sigue haciéndose pis de noche y no está tomando un exceso de líquido (que podría propiciar los escapes), conviene consultarlo con su pediatra.

El pediatra dará unas pautas a los padres y al niño y, solo si lo viera necesario, mandará algún tipo de prueba (análisis, ecografías) o remitirá al niño a un especialista, para descartar factores orgánicos. Es posible que mande realizar un diario en el que se apunta las veces que va el niño al baño y la cantidad aproximada de agua que bebe.

Prevenir la enuresis

1. Para prevenir la enuresis es fundamental iniciar la retirada del pañal cuando el niño esté realmente preparado  y hacerlo sin prisa.

A menudo, en las guarderías se anima a los padres a retirar el pañal antes de tiempo, porque resulta más cómodo iniciar el control de esfínteres de todos los niños de la misma clase a la vez, pero no todos están listos para abandonar el pañal diurno en el mismo momento. Tú, que eres quien de verdad conoce a tu hijo, eres quien debe decidir cuándo hacerlo.

Yo sufrí esta presión con dos de mis hijo: con el mayor, apenas cumplidos los dos años, tragué por desconocimiento e inicié la retirada del pañal en  pleno mes de enero, cuando a la guarde le venía bien. Pero con el siguiente me negué en redondo a experimentar en unas fechas tan frías y lo dejé para bien avanzada primavera, cuando el niño tenía ya dos años y medio (y he de decir que el proceso fue mucho más rápido y eficaz).

2. En el proceso de control de esfínteres, lo ideal es que el niño haga pis cuando sienta que tiene ganas, para que lo logre al primer intento. No es bueno mantenerle sentado eternamente en el orinal. Tiene que aprender a reconocer cuando tiene ganas.

3 Es importante que el niño duerma suficientes horas y que no se acueste excesivamente cansado.

4. No hay que restringir la toma de líquidos para que haga menos pis por la noche. El niño tiene que ser capaz de controlar la orina tomando líquidos.

5. No es bueno sacar al niño de la cama de madrugada y llevarle a hacer pis, porque lo hará dormido y esto no mejora la enuresis. Lo único que se consigue con esto es agotar a los padres.

6. Lo dije al principio y lo repito: nunca hay que regañar a un niño por mojar la cama (no lo hace aposta).

¿Hay tratamiento para la enuresis?

Mientras el niño no lo lleve mal, lo más práctico es que utilice una braga pañal e ir valorando la evolución de la enuresis en la consulta del pediatra, ya que a menudo se soluciona de forma espontánea.

Con la supervisión del pediatra y si es necesario el especialista, se pueden iniciar diferentes tratamientos (según las causas), pero siempre que el niño esté de acuerdo (si no lo está no funcionarán)

  • Hormonas antidiuréticas (como la desmopresina) que disminuyen la presencia de la hormona que favorece la micción durante la noche
  • Sistemas de alarma, que despiertan al niño cuando empieza a orinar
  • Una combinación de las dos técnicas anteriores.

Pero esto es algo que debe decidir siempre el pediatra o el especialista.

Asesorado por el Dr Gonzalo Pin, pediatra experto en sueño y jefe de Pediatría del Hospital Quirón de Valencia.

Photo by Oneras

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Quieres recibir las últimas noticias por mail? Pincha aquí

Información básica sobre Protección de Datos para los comentarios:

  • Responsable: Marta Rubio del Castillo. Más info
    Correo electrónico: info@mujerymadrehoy.com
  • Finalidad: Moderación de comentarios para evitar el spam y gestión de suscripciones al blog. No usaré el mail para ningún tipo de fines comerciales ni publicitarios.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado.

  • Derechos: A acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos detallados en la información adicional.
  • Información adicional: Disponible la información adicional y detallada sobre la Protección de Datos Personales de mi web en política de privacidad

Prematuros: en el curso escolar por su edad corregida y no por la real

Las mascotas visitan a los niños ingresados en el hospital

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies