Después de convertirse en madres, muchas mujeres deciden emprender una actividad por cuenta propia para poder compatibilizar el trabajo con el cuidado de los hijos .

Las condiciones laborales del autónomo no son fáciles: hay que pagar una cuota mensual fija, con independencia de los beneficios que se obtengan cada mes. Como la mayoría de los autónomos se suelen acoger a la tarifa más baja, porque les resulta costoso hacer frente a otra mayor, si tienen que dejar de trabajar por enfermedad, maternidad etc, la cantidad que reciben mientras están de baja laboral es también baja. Y ello, sin tener en cuenta las pérdidas que puede suponer para el negocio no atenderlo o el coste económico que puede suponer poner a otra persona al frente.

Hace tiempo que se viene pidiendo una mejora en las condiciones. Y por fin, después de muchas vueltas, se ha publicado en el BOE la Ley 6/2017, de 24 de octubre, de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo. que ha traído algunas mejoras

Hay algunas que afectan especialmente a madres y padres:

Tarifa plana de 50 euros durante 12 meses

1. A partir de 2018, se amplía a un año (hasta ahora era de seis meses) la tarifa plana de 50 euros para nuevos autónomos.

La tarifa plana se estableció en septiembre de 2015 para los autónomos que se daban de alta en el Régimen Especial por primera vez o que no habían estado de alta en los 5 años anteriores y que cotizaban por la base mínima.

A partir de 2018, el requisito para poder acceder a la tarifa plana será causar alta inicial o no haber estado en situación de alta en los 2 años inmediatamente anteriores y, en ambos casos, cotizar por la base mínima.

Si el autónomo prefiere cotizar por una base de cotización superior, se podrá aplicar una bonificación del 80% sobre la cuota por contingencias comunes durante 12 meses.

2. Una vez finalice el primer año, se bonificarán con un 50% otros seis meses y con un 30% los siguientes seis meses.

Tarifa plana en los dos años que siguen a la maternidad

Las mujeres que reemprendan la actividad tras el período de maternidad en el plazo de dos años también se pueden acoger a la tarifa mínima.

Así lo dice el artículo 38 bis de la recién aprobada ley, “en las mujeres que hayan cesado su actividad y regresen después de una baja de maternidad, adopción, guarda, acogida o tutela, la tarifa de cotización será de 50 euros al mes durante el primer año si se acogen a la base mínima”.

Si optan por una base de cotización superior, también se podrán aplicar una bonificación del 80% sobre la cuota por contingencias comunes.

Bonificación en las cuotas durante el descanso por maternidad

El artículo 38 fija una bonificación del 100 por 100 de las cuotas de autónomo a la  Seguridad Social para trabajadores autónomos durante el descanso por maternidad, paternidad, adopción, guarda con fines de adopción, acogimiento, riesgo durante el embarazo o riesgo durante la lactancia natural, siempre que el descanso dure al menos un mes (que es lo que dura la baja de paternidad en la fecha en que se ha aprobado la ley de autónomos).

Para recibir esta bonificación ya no es necesario contratar a nadie como ocurría con la Ley de 2015.

No obstante, si se desea contratar a alguien, la bonificación en las cuotas del padre o madre autónomo será compatible con las bonificaciones aplicables a los contratos con personas desempleadas que sustituyan a trabajadores autónomos durante estos períodos de descanso establecidas en el Real Decreto-ley 11/1998, de 4 de septiembre.

La baja maternal de las autónomas

Las trabajadoras autónomas tienen derecho a una prestación en caso de maternidad. Para ello deben estar afiliadas a la Seguridad Social y al corriente de pago de las cuotas correspondientes y, además:

  • Entre 21 y 26 años: acreditar un periodo mínimo de cotización de  90 días en los últimos siete años o 180 a lo largo de la vida laboral.
  • A partir de 26 años: acreditar un periodo mínimo de cotización de 180 días en los últimos siete años o 360 a lo largo de la vida laboral.

Como la baja maternal de trabajadores por cuenta ajena, la baja maternal de autónomos se cobra durante 16 semanas ininterrumpidas desde el día del parto o desde el día en que se toma la baja. Se pueden ceder 10 semanas al padre, pero la madre debe tomar obligatoriamente las seis semanas que siguen al parto para recuperarse.

Bonificación por cuidado de hijos

La nueva ley también establece una bonificación del 100% en la cuota de autónomos durante 12 meses por cuidado de hijos menores de 12 años, siempre que el autónomo contrate a un trabajador en la misma actividad profesional (se entiende que es para suplirle las horas que está con su hijo).

Esta medida de conciliación profesional y familiar ya existía en la Ley de 2015, pero la edad máxima del menor era de 7 años.

Ahora bien, el trabajador autónomo que se beneficie de la bonificación deberá mantenerse en alta en la Seguridad Social durante los seis meses siguientes a la fecha en la que termine la bonificación. En caso contrario tendrá que reintegrar el importe de la bonificación disfrutada.

La misma exención se aplica a los autónomos que tengan a su cargo personas dependientes y discapacitados hasta el segundo grado.

Otras novedades de la Ley de autónomos

Además:

  • Los trabajadores por cuenta propia podrán ahora desgravarse hasta 26,67 euros diarios por gastos de manutención -que podrían ascender a 48 euros cuando estén en el extranjero- y un 30 % de la parte de los gastos de suministros como agua, luz o teléfono.
  • Los autónomos podrán cambiar hasta cuatro veces al año su base de cotización, en lugar de las dos actuales, y darse de alta y baja en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) hasta tres veces en cada ejercicio para pagar por los períodos efectivamente trabajados.
  • Desde enero, solo pagarán desde el día efectivo en el que se cause alta o baja en el RETA (no el mes completo como ocurría hasta ahora).
  • Los autónomos podrán cobrar el 100% de la pensión de jubilación y seguir trabajando si tienen, al menos, un empleado al cargo.

Plazos para pedir ayudas de conciliación para autónomos en Galicia

Bono social de la luz, a quién benefician los descuentos y cómo solicitarlos 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies