La Organización Mundial de la Salud (OMS) y UNICEF han presentado una nueva edición de su “Guía de protección, promoción y apoyo a la lactancia materna en los hospitales y centros de salud”, que incluye también una actualización de los 10 pasos para la lactancia materna exitosa publicadas en 1989.

Aunque amamantar es un acto natural, el inicio de la lactancia no siempre es fácil, hay que dar el pecho en una postura correcta y hasta que el bebé empieza a mamar con más regularidad es habitual que aparezcan problemas de retención de leche e ingurgitación mamaria porque el pecho no se vacía adecuadamente.

Las madres recientes necesitan apoyo y orientación de los profesionales que las atienden durante los primeros días de vida del bebé, tanto en el hospital como en el centro de salud.

En la guía práctica que acaba de actualizar la OMS se anima a las madres primerizas a amamantar a sus bebés y se dan pautas a los profesionales sanitarios para poder apoyar la lactancia materna y que las mujeres no abandonen precozcmente la lactancia porque piensan que no tienen suficiente leche o que su bebé no engorda lo suficiente.

La guía recuerda que las primeras horas y días de vida son cruciales para establecer una lactancia materna con éxito, y por lo tanto recomienda que la madre y el bebé hagan piel con piel nada más nacer (el piel con piel es posible incluso en caso de cesárea) y que no se les separe ni un momento, para facilitar la lactancia.

Los nuevos 10 pasos para una lactancia materna exitosa

La guía actualiza los 10 pasos para una lactancia materna exitosa publicados en 1989, para tener en cuenta también las necesidades de los bebés prematuros, bebés con bajo peso o bebés problemas de salud.

Los 10 pasos para una lactancia materna exitosa que deben seguir los hospitales son:

  1. Cumplir el Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna.
  2. Asegurarse de que toda la plantilla del centro sanitario tiene el conocimiento y habilidades suficientes para apoyar la lactancia materna.
  3. Informar sobre los beneficios de la lactancia materna a la mujer y sus familiares.
  4. Facilitar el contacto piel con piel entre la madre y el bebé nada más nacer y animar a las madres a iniciar la lactancia tan pronto como sea posible después del parto.
  5. Apoyar a las madres para iniciar y mantener la lactancia y hacer frente a las dificultades.
  6.  No dar al recién nacido ningún otro alimento diferente a la leche materna, salvo que se requiera por prescripción médica
  7. Posibilitar que la madre y el bebé estén juntos las 24 horas del día.
  8. Enseñar a las madres a detectar las señales que indican que su pequeño quiere mamar.
  9. Aconseje a las madres sobre el uso y los riesgos que tiene para el establecimiento de la lactancia materna usar biberones, tetinas y chupetes (no se debe ofrecer el chupete al bebé hasta que la lactancia esté bien establecida porque la forma de succionar es diferente y confunde al recién nacido).
  10. Ofrecer  asistencia y atención continua sobre la lactancia a los padres y sus bebés después del alta hospitalaria.

Puedes consultar y descargar la guía completa aquí

La lactancia salva vidas

Según indica la OMS, amamantar a todos los bebés durante los primeros dos años salvaría la vida de más de 820.000 niños menores de cinco años anualmente, sobre todo porque protege a los bebés de sufrir infecciones.

En España la mayoría de los hospitales apoya y facilitan la lactancia materna en general y  en concreto los Hospitales IHAN (antes llamados hospitales amigos de los niños) la propician desde el nacimiento junto con el contacto piel con piel,  incluso en caso de cesárea,

La lactancia tiene muchos beneficios para el bebé: mejora sus defensas, le protege frente a las alergias reduce el número de ingresos hospitalarios en la edad adulta, previene el riesgo de muerte súbita,…Los beneficios de la lactancia duran años beneficios aumentan con la lactancia prolongada.

Pero también tiene beneficios para la madre: por ejemplo dar el pecho previene la hipertensión en la menopausia, la protege de sufrir diabetesreduce el riesgo de padecer cáncer de mamá.

52 Comentarios

  1. Rocio

    Hola, me gustaria saber por que aveces los bebes que toman exclusivamente leche materna aveces tardan en hacer popo,es normal en bebes de pocos meses ejemplo 2 meses?
    espero una pronta respuesta gracias 🙂

    Responder
    • Lina Salazar

      Si ya que la leche materna se absorbe más que la de fórmula, es importante contar que cambies a tu bebé 6 a 8 pañales o.mas llenos de orina esto indica una buena alimentación y que todos los nutrientes los está absorbiendo

      Responder
  2. Patricia

    Buenos días me gustaría saber si pueden darme direcciones de paginas serias sobre lactancia maternA o nombres de libros… les agradecería es para un estudio..!!

    Responder
  3. Clementina

    Me podrian asesorar. Mi nena tiene 3 meses con 3 semanas. Y desde hace 3 semanas comenzo haciendo popo con sangre. Estamos con lactancia exclusiva. Su pediatra me suspendio todos los lacteos derivados, porque cree que es alergia a la proteína de la leche y aun asi no hay mejoria. También me recomendó sacar un poco de mi leche antes de cada toma porque puede ser que sea intolerancia a la lactosa de mi leche. Mi pediatra es pro- lactancia.
    También ya la llevamos con el especialista ( Gastropediatra) y el nos recomienda la leche de formula.
    Yo no quiero dejar de amantar a mi bebé por nada del mundo, pero me preocupa mucho que no hay mejoria y peor aun que mi leche le este ocasionando daño.
    Me ayudaria muchisimo sus consejos.

    Responder
    • Nutriológa Especialista

      Probablemente la dieta de restricción de leche de vaca no esta haciendo adecuada, además de la leche y lácteos derivados, existen alimentos industrializados con trazas de leche que pueden hacer que tu bebé no mejore con la restricción. 🙂

      Responder
    • Nutriológa Especialista

      Hola Clementina, si el diagnóstico de Alergia a la proteína de leche de vaca es cierto, existen alimentos más allá de la leche y lácteos que pueden tener trazas de proteína de leche de vaca que pueden hacer que no haya respuesta a a restricción que ya llevas, lo mejor siempre es continuar la lactancia materna, intenta encontrar un especialista en nutrición que te pueda asesorar para verificar que la restricción de proteína de leche de vaca se haga apropiadamente

      Responder
    • Nadia

      Hola soy Nadia de Uruguay tengo entendido q eh escuchado casos de q los bebes son intolerantes a la lactosa y aunq tomen pecho les hace mal. Te cuento que si sigue igual tendrias que descartar de tu dieta todo lo q sea lacteos y derivados haber si mejora porq por minimo q tu ingieras alguna cosa puede q se pase a tu leche y le haga mal por eso. Cuanntanos despues q sucedio saludos

      Responder
  4. Lizbeth Redondo

    Buenos días.
    Un dato importante sobre los beneficios de la lactancia materna es la estrecha relación que existe entre esta y el desarrollo del lenguaje. Durante la lactancia humana se dan mejores condiciones de estimulación del sistema sensoriomotor pues se necesita mayor control de los musculos de la boca para un adecuado flujo de la leche, donde se coordinan succión, deglución y respiración, lo que el bebé NO HARÁ si se alimenta con biberón. La lactancia materna ayuda a la armonía facial y el desarrollo adecuado de los órganos fonoarticuladores
    (encargados del habla); todo esto porque cuando el niño se alimenta del seno ejercita al mismo tiempo mejillas, labios, lengua y mandíbula. Un dato interesante es que durante la lactancia materna el bebé realiza entre 2000 y 3500 movimientos y cuando toma del biberón sólo realiza 1500 y 2000 movimientos. (Ramirez – Gómez y Sampallo – Pedroza, 2017)

    Responder
  5. Veronica

    Hola.. me ha gustado mucho leerlas.. saben tengo una niña de 3 meses y el médico n la revisión de los 2 meses me ha dicho q le falta peso para poder ponerle sus vacunas… q le complemente con 2 onzas de fórmula en cada toma!!
    Aprovechando mi permiso de maternidad paso con la niña en mi pecho casi todo l tiempo sin embargo siento q no es suficiente xq antes mis senos se ponían duros o se me regaba la leche y ahora no! Mi bebe llora y parece torito me da de golpes con su cabecita en el pecho y toma y suelta el pecho n cuestión de segundos, no está quieta! Me preocupa mucho

    Responder
    • Kirsten

      La producción que baja puede volver a recuperarse. Busca apoyo en grupos de la liga de la leche o con alguna consultora en lactancia. La producción se da tanto en cuánto el bebé estimule el seno materno. Tal vez falla la postura, el vaciado… debe valorarte alguien que tenga conocimientos en lactancia

      Responder
    • Paulina

      Por lo que describes eso parece más una crisis de lactancia por un brote de crecimiento de tu pequeña, algo completamente normal!

      Responder
    • Kamila

      Lo que tú bebé está eserimentando es un brote de crecimiento. Tengo un excelente artículo que te puedo enviar. Pero por nada del mundo dejes la lactancia y pases a fórmula. Los brotes de crecimiento ningún pediatra lo dice porque no le sirve a las empresas que venden fórmula. Te pasó lo que dice el artículo:

      TEMA 4
      Crisis o brotes de crecimiento
      La producción de leche se regula mediante la demanda del bebé, a más demanda más producción de leche. A pesar de eso, existen situaciones en las que por diversos motivos los bebés parecen no estar satisfechos o incluso parecen estar incómodos mamando.

      Este comportamiento suele causar mucha angustia a las madres, y si no conocen estos episodios de modificación de la demanda y del comportamiento del bebé se puede caer en el error de empezar a suplementar al bebé con leche artificial e incluso dejar la lactancia.

      Llamamos crisis, brotes o escalones de crecimiento a las situaciones donde el bebé parece no estar conforme con la producción de leche de su madre. Por suerte la mayoría de los bebés experimentan estas situaciones a una edad similar, lo que nos permite entender su comportamiento.

      A los 17-20 días de vida
      Los bebés suelen ser bastante regulares los primeros días de vida, suelen comer y dormir en ciclos bastante regulares y previsibles.

      Llegada la tercera semana de vida los bebés experimentan la primera crisis de demanda y su comportamiento se modifica:

      Quieren mamar de manera continua, lo que puede traducirse en no soltar el pecho o comer cada 30 minutos.
      Llorar desesperados si no tiene el pecho en la boca.
      Regurgitan leche en cantidades considerables pero quieren seguir mamando.
      ¿Qué pasa?
      El bebé necesita aumentar la producción de leche de su madre, la única manera de conseguirlo es mamar sin tregua durante un par o tres de días, consiguiendo así una producción de leche óptima, una vez logrado el objetivo, el niño volverá a hacer tomas más espaciadas y la lactancia retomará su curso más tranquilo de demanda.

      Si el niño ha recuperado el peso del nacimiento (en circunstancias normales, lo recuperan antes de cumplir los 15 días de vida), las deposiciones indican que el bebé está comiendo de manera óptima, la madre puede estar tranquila. Van a ser unos días muy intensos en los que va a necesitar ayuda de sus pareja y familiares.

      A las 6-7 semanas de vida
      Hacia el mes y medio de vida, los bebés y sus madres viven la segunda gran crisis de lactancia. De nuevo, el niño necesita más volumen de leche y sabe perfectamente cómo conseguirlo:

      Incremento de la demanda y del número de tomas
      Conducta alterada por parte del niño cuando está en el pecho: se pone muy nervioso, mama dando tirones, llora en el pecho, arquea la espalda (con el pezón en la boca), tensa las piernas.
      ¿Qué pasa?
      Al parecer, en este momento también se produce un cambio en la composición de la leche, cuyo sabor varía significativamente y de forma transitoria. La leche tiene un sabor más salado, y a algunos niños no les gusta el cambio. Al igual que en la crisis de los 17 días, una vez normalizada la situación, (lo que puede producirse al cabo de aproximadamente una semana), los niños recuperan el patrón de lactancia anterior a la crisis.

      A los 3 meses
      La llamada “crisis de los 3 meses” es quizá la más “delicada” y compleja, ya que afecta a la madre y al bebé y la situación tarda un mes, aproximadamente, en encauzarse:

      El bebé ya no pide pecho tan a menudo, algo que la madre puede interpretar de diversas formas: no tiene hambre, no quiere comer o la rechaza.
      El niño que antes se mostraba encantado de pasar largo rato prendido al pecho hace ahora tomas de escasos minutos.
      La madre nota los pechos blandos, lo que atribuye a una producción insuficiente de leche.
      El bebé hace tomas caóticas, en las que se distrae por cualquier cosa y a menudo rompe a llorar al poco rato de haber empezado a mamar.
      Sólo parece mamar bien y tranquilo cuando está dormido.
      El bebé engorda menos, lo cual es perfectamente normal a medida que crecen pero puede reforzar la sensación de que pasa hambre.
      A menudo, hay una disminución en la frecuencia de las deposiciones del bebé (si hasta entonces hacían caca varias veces al día, pueden pasar a hacer sólo una o incluso pasar varios días sin ir de vientre). Puesto que las deposiciones también suelen interpretarse como medidores de la ingesta de leche, la madre puede interpretar esta menor frecuencia en las deposiciones como señal de una ingesta insuficiente.
      ¿Qué pasa?
      Llegados a los tres meses los bebés son expertos en el arte de la succión, y en una toma de escasos minutos pueden extraer toda la leche que necesitan.

      Además a partir de los tres meses se producen grandes cambios en su cerebro; las conexiones neuronales se multiplican a toda velocidad y esto les abre un mundo de sensaciones. Hasta los tres meses, su sentido de la vista y el oído es limitado, inmaduro y goza de una funcionalidad reducida. A partir de los tres meses, sin embargo, la visión mejora de manera espectacular y empiezan a ver más allá de la cara de su madre, por lo que se distraen por cualquier cosa a la hora de mamar: un cuadro colgado detrás de mamá, alguien que está sentado al lado de ésta, una mosca que pasa volando, el propio rostro de mamá, que el niño mira y a la que sonríe, el momento en que papá entra en la habitación… Y con el sentido del oído pasa lo mismo: si alguien entra en la habitación y habla, si la tele hace ruido, si pasa una ambulancia por la calle… la sana curiosidad del niño lo va a impulsar a dejar de mamar para oír qué pasa a su alrededor, y las madres se desesperan por ese comportamiento irregular y aparentemente displicente: “Mama en 5 minutos o menos, y en ese tiempo se suelta del pecho o se distrae mil veces. Eso sí, por la noche mama de fábula y está mucho rato en cada pecho, como antes, sin soltarse ni ponerse a llorar”.

      Por si fuera poco, a partir de los tres meses los niños lloran al mamar. Empiezan a succionar, se ponen a bramar con desesperación. Esto no hace más que aumentar la angustia de la madre, puesto que se nota los pechos extremadamente blandos, tiene la sensación de que apenas produce leche y es posible que haya dejado de notar las subidas de la leche. Otra combinación de factores que impulsa a las mujeres a dejar el pecho de forma precoz y no deseada.

      La situación tiene una explicación lógica, y por supuesto la madre tiene leche suficiente y la capacidad para fabricar toda la que el niño necesite en un momento dado. Pero el cuerpo materno es muy sabio y modifica el sistema de producción de leche para optimizar el proceso. Ahora la glándula mamaria está preparada para fabricar la leche en el momento que el niño la requiera, y el cuerpo tarda sólo 2,2 minutos en desencadenar el reflejo de eyección y proveer al niño de toda la leche que le hace falta. Lo cierto, sin embargo, es que los niños suelen mostrarse molestos con este cambio. Estaban acostumbrados a encontrar la cantidad de leche que ellos querían nada más ponerse al pecho, pero ahora tienen que succionar, esperar unos minutos y volver a mamar.

      He aquí un símil que puede ayudar a entender el proceso: hasta el momento de la crisis, los niños comían en un buffet con servicio las 24 horas, y nada más sentarse a la mesa ya tenían la comida ante sí. Cuando empieza la crisis, el restaurante mediocre se transforma en uno de lujo, hay que esperar al camarero, hay que leer el menú y esperar a ser servido, lo que se traduce en 2,2 minutos de espera, que les sienta muy mal durante el mes y poco que tardan en aprender que toca esperar 2 minutos para comer. La cantidad de leche que toman es exactamente la que necesitan, no hay problemas de falta de leche.

      A consecuencia de todo lo expuesto, la crisis de los tres meses es a menudo el momento en que se inicia la suplementación con leche artificial y el abandono paulatino de la lactancia materna. La sensación de rechazo y de falta de leche se apodera de la madre, aunque en realidad lo que está ocurriendo es perfectamente superable si se entiende y se maneja de forma adecuada.

      Todos los factores que intervienen en la crisis de los tres meses la hacen muy compleja, y si no se conocen los mecanismos por los que se produce ,el resultado es un abandono precoz de la lactancia con la sensación equivocada de falta de leche o de rechazo por parte del bebé.

      Al año de vida
      Llegar al año de lactancia es todo un éxito y no en muchas ocasiones no suele ser nada fácil, ya que las madres se suelen ver sometidas a una presión constante por parte de la sociedad y en ocasiones por los sanitarios; que consideran que el bebé ya es demasiado mayor para seguir mamando y opinan que la lactancia interfiere en su relación con la comida y sugieren de manera errónea que si se les deja de dar el pecho van a comer más, pero no es así que al llegar al llegar al año y de manera habitual:

      Los bebés dejan de mostrar interés por los alimentos o comen pequeñas cantidades de ciertos alimentos
      Aumentan la demanda del pecho
      ¿Qué pasa?
      A partir del año de vida los bebés reducen su velocidad de crecimiento lo que se traduce en un descenso de la ingesta de alimentos, aunque no por eso reducen la demanda de pecho o dejan de mamar.

      Eliminar la lactancia para intentar que coman más solamente causa que el niño reciba menos alimentos, puesto que a pesar de lo que se cree la leche materna sigue siendo nutritiva y adecuada para los niños a partir del año.

      Cuando la velocidad de crecimiento se incrementa de nuevo, aproximadamente sobre los 15-18 meses los bebés empiezan a comer con mayor interés adaptándose instintivamente sus necesidades.

      A los dos años de vida
      Las recomendaciones gubernamentales relacionadas con la protección y la promoción de la lactancia materna animan a todas las madres a mantener la lactancia junto con alimentos un mínimo de dos años.

      Cada vez más madres llegan a esta etapa de lactancia y sorprendentemente a los dos años espera la última gran crisis de lactancia:

      Los niños demandan el pecho de manera continua, con unos requerimientos e intensidad similar a las de un recién nacido.
      Demandan el pecho de manera nerviosa y a veces inquisitiva.
      Si la madre les niega el pecho o intenta aplazar la toma el bebé no se lo toma nada bien.
      ¿Qué pasa?
      Se considera que a los dos años los bebés experimentan una etapa de desarrollo similar a las de un adolescente, una etapa centrada en el no y la auto afirmación.

      Son capaces de hacer muchas cosas por sí mismos y se desenvuelven con soltura ante las situaciones diarias, pero a la vez esta independencia les causa muchas inseguridades y la mejor manera de saber que todo va bien es mamar, es pedir el pecho a cada momento.

      Suele durar unos meses, hasta que el bebé adquiere más seguridad en sí mismo, entonces la demanda se normaliza y reduce.

      Falsas crisis: 4 meses y 8 meses
      Cuando el bebé se muestra más demandante o se despierta más por las noches la lactancia suele ser declarada culpable. Y esto es justo lo que sucede a los 4 y a los 8 meses:

      4 meses: Los bebés empiezan a despertar más por la noche, si dormían varias horas de noche seguidas aumenta la demanda de pecho y piden cada dos horas de noche.
      8 meses: Se despiertan angustiados, llorando en plena noche, reclaman el pecho y se calman rápidamente al mamar.
      ¿Qué pasa?
      Ninguna de estas dos está relacionada con la producción de leche ni con la lactancia, de hecho el pecho sirve para ayudar al bebé a superar los momentos angustiosos que experimentan.

      A los 4 meses los bebés incorporan fases de sueño que al nacer no tenían. Esto produce que aumenten sus despertares ya que se mantiene más tiempo en un estadio de sueño ligero. Este proceso se confunde con hambre y la madre tiende a pensar que el bebé demanda más pecho por esa razón.

      A los 8 meses los bebés inician la tapa llamada “angustia por separación” donde empiezan a entender que son un ser independiente de su madre, lo que les produce una desazón terrible y creen que van a “perderla” si la pierden de vista. Por las noches despiertan llorando y nervioso quieren tener el pecho en la boca todo el rato para evitar así que su madre desaparezca.

      Ambas situaciones requieren tiempo y maduración por parte del bebé, dejar la lactancia o iniciar la suplementación con leche artificial no resuelve el problema.

      Consejos para superar las crisis
      Jamás, bajo ningún concepto, hay que forzar a un niño a mamar ni insistir demasiado para que tome el pecho, puesto que el resultado puede ser justamente el contrario y provocar un rechazo real donde hasta entonces no existía más que una crisis pasajera.
      Cuando un niño está en plena crisis, puede resultar muy útil darle el pecho en penumbra y en silencio, puesto que cuantos menos estímulos externos haya, más tranquila será la toma.
      No esperar a que el niño llore para ponérselo el pecho, pues es posible que para entonces su ansiedad se traduzca en desesperación.
      Paciencia, mucha paciencia. Tal como ha llegado, la crisis se irá.

      Artículo redactado por Alba Padró. Asesora de Lactancia de ALBA. IBCLC.
      Revisado por Eulàlia Torras. Asesora de Lactancia de ALBA.

      Responder
  6. Karen Iveth Guardarrama Millán

    Mi bebe tiene un mes y medio y el doctor me recomendó darle el pecho cada dos o tres horas. Puesto que bomita mucho y tiene su pancita muy inflamada. Supuestamente porque tomaba leche de más. Cuando nació me dieron la indicación de que le diera el pecho cada que pidiera y yo eso hice, pero llegó el momento que me pedía como cada 40 min comía más de lo que dormía incluso estando pegada al pecho bomita y quería seguír comiendo. Para disminuir el vómito le estoy dando las tomas cada dos horas, pero no se si esté haciendo lo correcto??? . Ayudaa

    Responder
    • Pamela

      Sobre amamantar a tu bebe con lactancia materna es poco probable, considero importante tener un poco más de información para poder apoyarte correctamente, soy aspirante en La Liga de la leche por favor llamame cuando podas 57331203 o bien avocate a una lider cerquita tuyo, la asesoria es gratis

      Responder
    • adriela

      Hola, no es normal que vomite a cada rato, el pecho se ofrece a libre demanda, sin horarios. Eso de que des cada 2 o 3 horas no es lo recomendable.
      Lo más común, de hecho es que estén pegados casi todo el día al menos las primeras semanas de vida.
      Acude a revisión del bebé, para ver su peso y el motivo por el cual te vomita eso es muy importante.

      Responder
  7. Jeannette

    Antes de ser madre investigue sobre la lactancia, tuve la suerye de tener el apoyo de mi esposo, familia, ginecologa y pediatra.. mi hija mas pequeña le di el pecho hasta dos años y 4 meses.. hasta la fecha no se ha enfermado d gravedad.. tiene una excelente salud

    Responder
  8. Adriana.

    Hola, tengo un bb de tres dias y tengo una sola mama por un accidente, estaba tomando su teta pero ahora ya no llega a satisfacer sus necesidades porq no llega a cargarce lo suficiente, el medico m indico intercalar con sustito, cual es su opinion?

    Responder
    • Mujer y MADRE hoy

      lo mejor es que consultes con un grupo de lactancia o matrona experta que te vea en persona y valores tu situación

      Responder
    • Ruth Montepeque

      Los pechos no son bodegas de leche; la leche se produce mientras el bebé mama. Al principio, la cantidad de leche que el bebé necesita es mínima, tienen su estomago muy pequeño por lo que si te salen “gotas” el bebé se llena, no lo dudes. Si tu bebé quisiera estar todo el tiempo prendido al pecho es porque éste no solo lo alimenta, tambiés es un vínculo afectivo importantísimo del cual recibe afecto, cercanía, apego, consuelo de mamá, etc. Hay bebés que aunque dispongan de ambos pechos para mamar desarrollan predilección por uno, ya sea izquierdo o derecho, solo maman del que eligieron y no pasa nada, se alimentan igual de bien que si lo hicieran con los dos. Por otra parte, un recién nacido usa entre 8 y 12 pañales a diario, si tu hijo ensucia una cantidad de ese rango ten por seguro que se alimenta adecuadamente. Por último, no caigas en la trampa de dar biberon porque si lo haces entonces sí corres el riesgo de disminuir significativamente tu producción de leche, ya que cada onza de fórmula que das es una onza de leche menos que tu cuerpo produce; además que el bebé puede desarrollar predilección por el chupón del biberon ya que la leche la obtiene muy fácil, prácticamente sale sola y mamar del pecho requiere un esfuerzo mayor. Confía en tí y tu capacidad de producir el alimento que tu hijo necesita. Pégate a tu bebé al pecho, sin horarios, cuando él quiera y lo lograrás. Busca grupos de lactancia, un pediatra que sea prolactancia, que sí sepa de lactancia (que son los menoes) y que su recomendación fácil no sea “dele fórmula”.

      Responder
      • Denis Chavez

        Su comentario espera moderación.
        Excelente comentario. Recordar que un Nutricionista en el centro sanitario también le puede asesorar personalizadamente, asi mismo, todo el equpo de salud debe estar capacitado para asesorar y promover la lactancia materna

        Responder
      • Cecilia

        La pediatra me la jugó por ese lado, me dijo que mi hija de tres meses no podía pesar solamente 5 kg (solo tomaba leche materna) memando formula haciéndome sentir una mala madre caí en la trampa, ahora no solo estoy en la crisis del tercer mes con ella sino que le viene mejor la mamadera porque sale rápido y fácil, si le quiero dar solo teta llora sin parar y se enoja muchísimo, creo que ya fue un viaje de ida al que dudasamente podamos regresar, tan bien que íbamos! No sé porque la escuché! Me dijo que me sacara constantemente con el saca leche a ver cuánto hacía mi pecho y eso me dio mucha ansiedad ya que a veces no sacaba nada, hablé con unas personas entendidas sobre el tema en otro país que no es el mío (argentina) y me dijeron lo que debía hacer pero ya era tarde, no sé cómo hacer que quiera sólo mi pecho y yo tener la cantidad suficiente para ella…

        Responder
    • Pamela

      Hola Adriana! No te preocupes!!! Tú eres lo suficientemente capaz de producir con una sola mama la leche que necesita tu bebe, el truco está en que no le vayas a alternant con fórmula ni una sola vez ya que tu pecho ahorita tiene que nivelarse a la demanda que tu bebe tenga; no te preocupes si tu bebe quiere pasar mamando las 24 horas del día, así es, esto es totalmente normal y no significa que no tienes suficiente leche, solo es que a mayor estímulo de succión mayor va a ser tu producción y en el primer mes vas a llegar a producir el nivel de leche que necesita tu bebe; cuando establezcas esta producción a demanda ya puedes introducir biberón, antes no. Ánimo y paciencia! Tú puedes! ❤️

      Responder
    • CAROLINA HDZ.

      Hola Adriana, te aconsejo que no le des a tu bebé leche de fórmula ya que cada toma que haga de fórmula es una toma menos que producirán tus pechos. Es normal que al principio los pechos se llenen mucho con antelación a que el bebé quiera mamar ya que tu cuerpo aún no sabe cuánta leche necesita bebé, pero con el tiempo se establece la lactancia y los pechos ya no producen con antelación leche, ahora la producen en el momento, por ese motivo al mamar del pecho el bebé nota que no sale leche, es cuestión de que lo dejes pegado hasta que el seno produzca la leche, esto no tarda más que unos pocos minutos. Los bebés se molestan porque ahora la leche no sale de inmediato como antes, pero es temporal, en unas dos semanas como máximo estará bien adaptado. También suceden las llamadas crisis de lactancia o brotes de crecimiento, que son varias y en todas parece que el bebé ya no quiere el pecho, llora y se tironea hacia atrás… Durante estos brotes de crecimiento el cuerpo de la mujer produce más leche ya que el bebé lo requiere porque crece con un ritmo alto, pero igual ese malestar en bebé es temporal, te sugiero investigar estas crisis o brotes para que no las confundas con un “deseo de bebé por destetados por sí mismo”, la más difícil de estas crisis es la de los tres meses.

      Responder
      • Cecilia

        Estoy en la crisis de los tres meses comobien comenté antes y la pediatra le mando formula se la di y ahora estamos peor! Llora, se tira para atrás peor que antes… que hago? No la quiero matar de hambre… cuando toma formula 150 ml toma gustosa y se toma todo! La pediatra me dijo que yo no debía estar teniendo leche suficiente cuando tobama a libre demanda! Pero cómo pesaba 5kg a los 3 meses Justos me mando formula, ahora toma teta diez minutos y llora mucho por lo que le hago una mamadera… de tomará 4 al día y a mi me dejo con el sentimiento de que no tengo leche suficiente y me siento pésimo! No quiero suspenderle la formula y hacerle un mal… ya va para casi los 4 meses a fin de mes. Ah! Aparte menstruó desde el mes siguiente a parir y me dijo que eso seguramente hace que yo tenga menos leche

        Responder
        • pamela

          nada que ver!!!! tu producción de leche no tiene nada que ver con menstruar o no, tu producción de leche va directamente proporcional con la cantidad de mamadas que le des a tu bebe, a parte de eso tu bebe es super inteligente y sabe que va a hacer el esfuerzo 10 minutos de mamar y después mejor llora porque la pacha le sale más rápido, por experiencia propia te digo que si seguís así vas a terminar en poco tiempo dando solo fórmula, la buena noticia es que podes cambiar eso hoy mismo y el truco está en que por 10 días toma Ixbutte uno en la mañana y otro en la noche, mucha agua y ponetela a mamar en toooodas las mamadas, no le des ni una sola pacha (si le das pacha no va a servir de nada que tomes Ixbut té) van a ser los 10 días más difíciles de tu vida pero tendras como resultado que se vinele tu producción de leche a lo que tu bebe necesita y al igual que a la otra mami te ofrezco meterte a un chat de lactancia del cual soy parte manda un mensaje al 57331203 yo les voy a pedir que te metan y con gusto te apoyamos en esta etapa! Ánimo!!!

          Responder
          • Claudia

            Buena tarde, me podrías asesorar por favor… Gracias

          • Mujer y MADRE hoy

            en qué?

    • Cecilia

      Se puede amamantar perfectamente con un solo pecho, acércate a algún grupo de lactancia de tu ciudad o busca grupos por Facebook

      Responder
    • Leticia

      Te recomiendo leer el libro, un regalo para toda la vida de Carlos González.
      Se puede dar teta sólo de una!!! El cuerpo se adapta y tu bebe también

      Responder
      • Mujer y MADRE hoy

        Un gran libro. He trabajado muchos años en una revista con Carlos González de asesor, sabe mucho de lactancia materna

        Responder
    • Dalia

      Investiga sobre la crisis de crecimiento o brotes de crecimiento o demanda del lactante. Es normal el comportamiento de tu bebé, entre más demanda más leche produciras y nuestros pechos son fabrica, no almacén. La leche se produce cuando tú bebé mama.

      Responder
    • Yleen

      Amiga, entre más ofrezcas el pecho al bebé más producción de leche tendrás. Los bebés pasan por crisis de crecimiento, es normal que parezca que no se llena, pero tu cuerpo es sabio y produce lo que tu bebé necesita. Dale su pecho a libre demanda, solo recuerda que entre más succión, mayor producción.

      Responder
    • Eva Karina Covarrubias Olguín

      Hola el complementarlo o no dependerá de lo que tu pediatra te diga, en mi caso mi doctor decía que un indicador de que la leche no era la suficiente es que no ganara peso, no hiciera pipi o estuviera muy irritable; además debes considerar los picos de crecimiento donde la demanda aumenta ya que solo si succiona más se producirá más leche y es maravilloso como ellos van demandando acorde a sus necesidades, respecto a que sólo come de una mama y que por eso no es suficiente en mi caso no fue así, mi nena a partir de los 2 meses solo comía de una mama y hasta la fecha (14 meses) lo sigue haciendo y la leche siempre ha sido suficiente, eso si en lo personal cada pico batallabamos un poco (ella batallaba porque quería más leche y yo porque al momento de producir leche sentía ardor, pero era cuestión de un día o dos y todo a la normalidad. Te recomiendo una asesora de lactacia o que sigas alguna liga, son la onda y te ayudan mucho para poder llevar una lactancia exclusiva , ya sea estando con el bebé todo el día e inclusive cuando decides o tienes que regresar a trabajar. Suerte y espero sea de ayuda mi experiencia

      Responder
    • Romina morales

      Amiga siga poniendo a su bebe y le saldra si o si lo que necesita mientras este subiendo de peso y mojando 8 pañales diarios esta alimentándose bien
      Mi bebe de 3 meses toma de un solo seno y ha subido muy bien de peso a mayor succion mayor producción
      Animo es dificil pero se puede

      Responder
    • Jimena

      No es necesario agregarle fórmula, hay mujeres que tienen sus dos mamas y sin embargo sus bebes prefieren alimentarse de uno solo y satisfacen sus necesidades de igual forma. Recorda que mientras mas succione mas leche vas a tener. Trata de que vacíe el pecho por completo en cada mamada asi va mejorando la producción. Y por último confía en vos, tu cuerpo esta preprado para alimentar a tu bebe, y tu leche es suficiente para sus necesidades.

      Responder
    • Pamela

      Hola Adriana, tu cuerpo es sabio y sí puedes dar lactancia exclusiva si así lo deseas, no te preocupes si tu bebe tiene hambre a todas horas y mama cada 15 minutos, así es el proceso normal de la lactancia por favor has caso omiso a eso de dar de mamar cada dos horas ya que los primeros meses no es así la cosa, tu becho se adaptará a las necesidades de tu bebe y lo va a saciar ❤️ Lo único que necesitas hacer es darle a demanda, es decir que cada vez que te pida comer le des el pecho (importantísimo no darle fórmula) te puedes avocar a la Liga de la leche más cercana para tener un grupo de apoyo 💙

      Responder
  9. Gabriela

    Tengo una bebe de mes y medio y me pasa algo similar que a Melissa solo que a mi la pediatra ya m mando formula 😔 porque dice que mi leche no la llena puedo hacer algo para que mi leche mejore?

    Responder
    • Mujer y MADRE hoy

      Consulta con un grupo de lactancia materna para que te revisen la postura. Para tener más cantidad de leche lo mejor es dar el pecho a demanda, cuanto más se da más sale.

      Responder
    • MILE

      Que tu le he no la llena??? Lee sobre brotes de crecimiento a lo mejor te está pasando algo relacionado… Es imposible que tu leche no sea perfecta

      Responder
    • Magdalena

      Hola en mi humilde opinión la lactancia materna funciona con oferta-demanda. Mientras más seguido coloques al pecho a tu bebé más leche produciras. Si le das más de un pecho que el otro,éste producirá más leche. Recuerda que tu leche tiene propiedades inmunológicas, nutricionales superiores que los sucedáneos o leche de fórmula. Suerte!!

      Responder
    • Pamela

      🤦‍♀️ Omitiré mis comentarios hacia tú pediatra 😒 Gabriela por favor nunca dudes de tú capacidad de alimentar a tu bebe, tu leche es el único alimento que tu bebe digere sin dificultad y esta creado para satisfacer sus necesidades específicas a corde a su edad. Tu bebe mama a cada rato y pide tu pecho porque necesita comer o bien sentirte cerca 💕 pero así es! Como tu leche se digere sin problema tu bebe debe alimentarse muy frecuentemente, por favor no caigas en el error de que al ver que diste la fórmula y te durmió 2 horas seguidas (o toda la noche!) y -¡ah!- “la fórmula si la llena”!…No! Lo que sucede es que tu bebe tarda mucho más en digerir la fórmula porque es muy pesada 😔 así que seguí dando de mamar día y noche eliminando de raíz la fórmula y en cuestión de 1 semana todo va a ser más fácil ánimo y paciencia! ❤️

      Responder
      • Gabriela

        Pamela, mil gracias por tus consejos créeme que me sirven mucho en verdad me sentía muy mal con el comentario de la pediatra, pero a partir de este momento seguiré tus consejos y así la tenga pegada todo el día solo le daré mi leche 🤗

        Responder
  10. Mercedes

    También puede ser que le cause alergia algún alimento que tu consumas, por ejemplo la proteína de la leche de vaca.

    Responder
  11. Marta

    Los hospitales se saltan la mayoría de esos pasos…. empezando por FORMAR. qué no solo informar al personal que trabaja en las distintas maternidades, mi lactancia fracaso gracias a ellos, cuando dieron biberón a mi hijo con tan solo tres días de vida, porque según ellas yo no tenía leche.
    Consecuencia yo operada por un absceso, depresión posparto y cinco meses después rechazo del biberón por parte de mi hijo.

    Responder
  12. Melissa

    Tengo una beba casi de 4 meses ella llora mucho cuando mama se pone nerviosa me dicen que no le satisface mi leche pero no quiere ninguna otra leche que se hace en estos casos? Desde que nació tenemos ese problema.

    Responder
    • Maria

      Busca información sobre crisis de lactancia, la de los tres meses produce exactamente eso qué decís, bebés que lloran mientras comen, tironean el pecho y se enojan, generalmente dura como un mes pero se puede extender hasta por dos meses! Pero no es que no le guste o que sea mejor darle otra confía en vos y en bebe! Busca info para que estes más y tranquila!

      Responder
    • Oneida

      Lee brotes de crecimiento y seguramente entenderás un poco más a tu bebé, la leche materna siempre satisface. No te preocupes

      Responder
    • janjone

      Puedes
      consultar en Lactapp para que te asesoren
      https ://play.google.com/store/apps/details?id=es.lactapp.lactapp

      Responder
    • Marisol

      Debes tomar el tiempo suficiente sin afán, habla con tu bebé ,Cabrales, toma una posición cómoda,bien sentada con apoyo en espalda de ser necesario, y permite que tu bebé lácteos por lo menos 20 minutos en cada seno, al pasar de uno al otro seno sácale los gases ,y es importante la estación del seno ,es decir la próxima vez que le des de comer empieza con el seno que terminaste,tu toma muchos líquidos adicionales a las comidas diarias, cuando mi bebé lacctaba la leche del otro seno se me iba saliendo sola, entonces con la mano obstruía el otro pezón ,así no se desocupaba el seno hasta ofrecerle al bebé. Debes estar relajada tranquila y tomarte el tiempo suficiente para amamantar a tu bebé .

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Información básica sobre Protección de Datos para los comentarios:

  • Responsable: Marta Rubio del Castillo. Más info
    Correo electrónico: info@mujerymadrehoy.com
  • Finalidad: Moderación de comentarios para evitar el spam
  • Legitimación: Consentimiento del interesado.

  • Derechos: A acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos detallados en la información adicional.
  • Información adicional: Disponible la información adicional y detallada sobre la Protección de Datos Personales de mi web en política de privacidad

Los pediatras aconsejan limitar las visitas al recién nacido al hospital para facilitar la lactancia

4 consejos para iniciar la lactancia con éxito

La lactancia materna ayuda a que a los niños les gusten las verduras

El puerperio: molestias raras, pero normales, del posparto

Cómo ayudar al recién nacido a distinguir día y noche

Consejos para hacer un colecho seguro

Consejos para aliviar los síntomas de la bronquiolitis en el bebé

Pensar que se tiene poca leche y que el bebé no engorde, principales causas del abandono de la lactancia exclusiva. ¿Qué hacer?

11 mitos en torno a la lactancia materna

Nuevas recomendaciones del parto de la OMS: la madre decide

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies